Comportamiento de las proteínas en enfermedades





ADVERTENCIA ACERCA DEL CONTENIDO:Esta página ofrece información para aclarar algunas cuestiones básicas acerca de este principio activo,medicamento, patologías,sustancias o productos relacionados. No es exhaustiva y, por lo tanto, no expone la totalidad de la información disponible y en ningún caso sustituye a la información que le pueda proporcionar su médico.Como la mayoría de medicamentos,tiene riesgos y beneficios. Cualquier cuestión adicional acerca de este u otros fármacos debe consultarlo con el médico que le atiende. – Para consultar la bibliografia clic aquí

Los datos sobre el comportamiento de las proteínas en otras enfermedades están aún sometidos a comprobación; pero, desde luego, hay hipoproteinemia, ya paralela, de las dos proteínas (por tanto, con índice A/G invariable), ya con predominio del descenso de la albúmina (índice A/G inferior a la normal), en los estados siguientes:

     A) En otros estados nefríticos, subagudos o crónicos con proteinuria. Es un hallazgo inconstante y sin valor diagnóstico.

     B) En los estados de insuficiencia hepática, agudos, y sobre todo crónicos, hay disminución de la albúmina y aumento de la globulina; con alteraciones cualitativas de las globulinas, revelables por las reacciones de floculación (Þ).

     C) En los edemas del hambre y de la caquexia, aunque no constantemente (Þ). Puede también haber, y yo lo he comprobado, hipoproteinemia caquéctica, sin edema.

     D) En los edemas de las enteritis graves. Igualmente en la enteropatía exudativa, en la colitis ulcerosa y otras pérdidas intestinales. Existe gastroenteropatía exudativa en diversos procesos: en la gastritis hipertrófica polipoide (enfermedad de Menetrier) en la hipertensión portal especialmente la debida a pericarditis constrictiva, en el esprue y otros síndromes de malabsorción, en la linfagiectasia intestinal de Waldmann (asociada a linfedema primario), en la enfermedad de Whipple y en enfermedades inflamatorias o neoplásicas del intestino (ileítis regional de Crohn, linfoma maligno, etc.). El cuadro clínico es parecido a un síndrome nefrótico pero no existe proteinuria: por ello se llamaba antes hipoproteinemia idiopática a este proceso.

     E) En el mixedema (Þ) y en la panhipopituitarismo, con edema (Þ).

     F) En algunas dermopatías, como la dermitis herpetiforme de Duhring (marcada especialmente en la seroalbúmina).

     G) En algunas enfermedades infecciosas, singularmente en la tuberculosis, se ha descrito una hiperglobulinemia con hiposerinemia, muy inconstante, sin valor diagnóstico.

     H) En algunos casos de hipotensión arterial hay hipoproteinemia.



  • edemas y aumento de globulinas

  • enfermedades con hiperglobulinemia
  • enfermedad de waldmann

  • indice a/g

  • hipoproteinemia con cociente albumina globulina anormal

Comentarios:

Loading Facebook Comments ...
Deja tu comentario
Tu Comentario