Periarteritis nodosa (Pan- o poliarteritis: PAN) (Kussmaul).





Periarteritis nodosa (Pan- o poliarteritis: PAN) (Kussmaul).  Es una enfermedad rara entre nosotros, pero últimamente, mejor conocida entre los médicos, parece haber aumentado la casuística. Aparece entre los treinta y cuarenta años; excepcionalmente en el niño. Su lesión destructiva a raíz de una vasculitis necrotizante segmentaria afecta a la túnica media de las arterias medianas y pequeñas y origina diminutos aneurismas que, al romperse, pueden producir equimosis o manchas purpúricas; la adventicia prolifera, en forma de nódulos que pueden apreciarse a la palpación, a lo largo de la arteria; la íntima, a su vez, prolifera también, dando origen a trombos y a posible gangrena, por obstrucción arterial periférica, aunque poco frecuente. A veces, estos nódulos son muy tardíos y el diagnóstico debe basarse en la clínica general, en la biología y en la biopsia. Los síntomas configuran un cuadro proteiforme en el que puede predominar la polineuropatía, la afectación renal, la anemia o la cardiopatía, entre las manifestaciones más frecuentes. Estos síntomas aparecen por accesos, con fiebre (Þ), malestar, dolores musculares, a veces muy intensos; notable hipertensión, leucocitosis, eosinofilia. Puede atacar, además, a las arterias viscerales, dando lugar a síndromes diversos: glomerulonefritis aguda, subaguda, muy frecuente con hallazgo de cilindros granulosos, muy voluminosos, en el sedimento (Krupp), cólico hepático o síndrome de hepatitis o de cirrosis o infarto hepático; o bien apendicitis, rectitis, encefalitis, cardialgia, disnea y tos, ataque asmático, etc.; de diagnóstico difícil hasta que aparecen los nódulos palpables, con las equimosis y la posible gangrena. Una biopsia de los nódulos arteriales es, en los casos difíciles, el único modo seguro de llegar al diagnóstico, pero la angiografía renal con hallazgo de microaneurismas es muy demostrativa. Se presenta en relación con las siguientes etiologías:

     A) Estreptococias: anginas, escarlatina, erisipela, endocarditis.

   B) Se han descrito casos de origen virósico, más o menos demostrable; parece cierta su coincidencia con casos de otras afecciones por virus.

     C) En el curso de diversas intoxicaciones.

     D) Coincidiendo con enfermedades del sistema nervioso central.

     E) Hipersensibilidad histémica autoinmune y colagenosis.

     F) Abuso de drogas (metanfetamina y otras).

     G) Hepatitis B con antigenemia demostrable crónica.

     H) Neoplasias.



  • periarteritis nodosa leucocitosis
  • bibliografía kusmaull
  • QUE MEDICAMENTOS PUEDEN PRODUCIR EQUIMOSIS Y NODULOS

  • que es polineuropatía nodosa

  • tratamientos naturales para la poliarteritis nodosa

Comentarios:

Loading Facebook Comments ...
Deja tu comentario
Tu Comentario