Ondas Radio





ondas radio Igual que otras formas de radiación electromagnética, las ondas radio son vibraciones mutuas de campos eléctricos y magnéticos, perpendiculares entre sí. Las producen naturalmente algunas estrellas, y sus emisiones pueden detectarse en los radiotelescopios, consistentes básicamente en enormes antenas receptoras. Las que se emplean en las transmisiones de radio y TV las genera artificialmente la oscilación de electrones en antenas metálicas.

En su forma más simple, una antena transmisora de radio consiste en un alambre de metal largo conectado a una fuente de corriente eléctrica, de modo que el alambre tenga carga positiva en un extremo y negativa en el otro. A consecuencia de esa separación de cargas eléctricas, se produce en tomo a la antena un campo eléctrico. Cuando la antena está conectada a una corriente eléctrica de alternancia rápida, sus cargas se invierten al invertirse la corriente (es decir, la carga existente en cada extremo de la antena cambia de positiva a negativa al ritmo del cambio de la corriente); esto produce a su vez repetidas inversiones del campo eléctrico existente alrededor de la antena. Las inversiones constituyen la componente de campo eléctrico de la onda radio; dan origen también al campo magnético que es parte esencial de toda radiación electromagnética.

La onda radio generada de ese modo se aleja de la antena transmisora a la velocidad de la luz (unos ); su frecuencia (y por lo mismo su longitud) está determinada por la de la corriente alternativa de la antena: a mayor velocidad de inversión de la corriente, más alta frecuencia de onda radio.

Las ondas radio empleadas en las transmisiones de radio y televisión son mucho más complejas que la simple onda que genera el dispositivo que acabamos de describir, puesto que llevan toda la información requerida por los programas de radio y televisión. Esta información está codificada en forma de variaciones, llamadas modulaciones, ya sea en la amplitud o en la frecuencia de la onda individual. Para producir esas modulaciones, se superponen en
una simple onda (conocida como onda portadora), señales eléctricas procedentes de micrófonos o de cámaras de televisión (o de ambas cosas), que producen variaciones de su amplitud (en las transmisiones de modulación de amplitud) o de su frecuencia (en las de frecuencia modulada, o FM). La onda modulada se amplifica entonces antes de su envío a la antena transmisora.

Cuando la señal modulada encuentra una antena receptora adecuada, se produce en ésta una corriente eléctrica. Esta corriente, que varía al variar la señal modulada, pasa entonces a un dispositivo sintonizador. Se puede cambiar el selector para escoger una señal concreta (esta vez en forma de corriente eléctrica modulada) entre las muchas que recibe la antena; la señal seleccionada es amplificada para aumentar su potencia. Tras la amplificación, la corriente modulada es descodificada por un desmodulador, para pasar entonces -a veces tras una nueva amplificación- a un altavoz o un televisor.



  • Ondas de radio explicadas

  • que señal recibe una antena negativa o positiva?

Comentarios:

Loading Facebook Comments ...
Deja tu comentario
Tu Comentario