Gangrena senil.





 Gangrena senil.  Aparece, comúnmente, después de los setenta años, en hombres (más raramente en mujeres) arteriosclerósicos antiguos, sobre todo en la pierna. Puede, raramente, ser bilateral. Su causa es un trombo de la arteria esclerosada, que obstruye por completo la luz del vaso. Suele ir precedida de un período de largos años de claudicación intermitente (Þ) y los demás signos pregangrenosos, sobre todo parestesias y dolores de tipo neurítico, muy vivos, no ya al andar, como los de claudicación, sino en la posición horizontal, en la cama, obligando al enfermo a sentarse con la pierna pendiente, calmándose el dolor cuando se produce un ligero edema y cianosis de la región; estos síntomas de inminencia de gangrena pueden atenuarse y desaparecer gracias a los esfuerzos de la circulación de suplencia; o, por el contrario, agravarse por un factor espasmódico, en el punto de la estrechez del vaso; el cuadro clínico puede parecerse entonces al de la enfermedad de Raynaud (Þ). La palpación comprueba una disminución o una desaparición en el pulso de las arterias de la pierna, sobre todo de la pedía, la dureza del vaso y todos los demás signos de la arteriosclerosis (Þ).



  • gangrena senil

  • que es gangrena senil
  • que es la gangrena senil
  • gangrena senil
  • gangrena senil que es

Comentarios:

Loading Facebook Comments ...
Deja tu comentario
Tu Comentario