Edema del tejido retroorbitario.





Edema del tejido retroorbitario:

      A) En bastantes mixedematosos hay infiltración mixedematosa del tejido orbitario retroocular con exoftalmos permanente (Þ). Varias veces he visto diagnosticar estos casos como distiroidismo o inestabilidad tiroidea, fundándose en la coincidencia de los síntomas de mixedema con el exoftalmos pretendidamente hipertiroideo; no hay que decir que no hay tal distiroidismo, sino hipotiroidismo puro; y que este exoftalmos suele desaparecer por la opoterapia tiroidea. Es posible que haya alguna relación patogénica entre este exoftalmos mixedematoso y el exoftalmos «tirotrófico», antes estudiado. No se olvide que el tirotrófico —que hoy se considera un fenómeno autoinmune— puede aumentar después de la tiroidectomía y aliviarse, como el mixedematoso, por la tiroxina. Patogénicamente, la relación subsiste, pues la insuficiencia tiroidea, espontánea (mixedema) o quirúrgica (tiroidectomía), puede provocar, al parecer, una hipersecreción de hormona tirotropa de la hipófisis que, sin embargo, no se acepta hoy como factor exoftalmizante, sino «paralelo», correlativo.

     B) En algunos casos de edema angioneurótico (Quincke) puede el trastorno localizarse en la órbita con exoftalmos; la instantaneidad de su presentación, la fugacidad y el frecuente acompañamiento del edema angioneurótico en la piel facilitan el diagnóstico (Þ).

     C) El edema, con hemorragias, del tejido retroorbitario, y, a veces, trombosis, y subsiguiente exoftalmos, puede ocurrir después de irradiaciones en la región orbitaria (por tumores de los senos nasales, de la nariz, etc.).

     D) Antes he citado el exoftalmos por edema en la insuficiencia circulatoria.



  • retroorbitario
  • edema retroocular
  • mixedema ocular

  • tejido retroorbitario

  • edema retroorbitario

Comentarios:

Loading Facebook Comments ...
Deja tu comentario
Tu Comentario